Nuria Orra, sommelier en el Restaurante Tresmacarrons

«¿Un consejo? Prueba todo lo que puedas»

A principios de este mes, Tresmacarrons, restaurante Estrella Michelin y Sol Repsol, fue galardonado como finalista de los premios Cartavi, que reconocen las mejores cartas de vino de las comarcas de Barcelona. Concretamente, fue uno de los tres nominados en la categoría A, que incluye a los restaurantes con un precio medio, sin incluir el vino, de más de 40€.

Pero, no se podría entender este tipo de éxitos, sin el trabajo diario y el mimo con los que cuida Nuria Orra, sumiller, la selección de la bodega. Una cava exquisita, con amplia presencia de vinos catalanes, en especial de Alella, así como de numerosas referencias nacionales e internacionales.

En el espacio de hoy, hablamos con Nuria de consumo de vino, gustos, técnicas y consejos, y, por supuesto, de Winerim. Se ha convertido en el mejor amigo de Nuria en su día a día.

¿Por qué te hiciste sumiller/responsable de vinos?

Como compañera de proyecto de Tresmacarrons, con mi marido Miquel, siempre nos encontrábamos que contratábamos a un sumiller, venía, te cambiaba la carta de vinos al completo y luego se marchaba, dejándote una carta de vinos con más de la mitad de ellos sin haber probado nunca. Provocando, claro, un peor servicio a nuestros clientes.

Una persona que no sea experta en vino, ¿qué regla/s básica/s debe conocer para elegir un buen vino?

Primero, tiene que saber lo que le gusta, o cómo le gusta el vino. El vino es un mudo infinito, de manera que, si tienes claro su estilo de vino, puedes ayudarlos mucho mejor.

¿Cuántas copas deben salir de una botella de vino?

Os diría que deberían salir de 6 a 8 copas.

¿El vino tinto marida con pescado?

Sí.

¿Cómo sé si un vino es bueno?

Probándolo. Si no lo pruebas, solo por el aspecto o el precio nunca lo sabrás. Si es un vino equilibrado, es que la bodega trabaja bien.

¿Cómo se cata un vino de forma correcta?

Primero valoramos el color, solo con el color ya te puede indicar muchas cosas. Después pasamos al olfato, hacemos un primer olor sin remover el vino, removemos y olemos por segunda vez. Dejamos procesar los aromas, volvemos a mover y dejamos que te lleguen los aromas secundarios y terciarios. Finalmente catamos en boca.

 

«El vino que más me ha sorprendido, el Sant Fost de Capsentelles, de Celler Can Matons»

Temperatura correcta a la que tomar un vino.

Depende el vino, no sirve para todos igual. Los espumosos, depende si tienen barrica o no, podemos ir de 4º a 7º. En el caso de los blancos, de 7º a 10º también por la barrica, y la complejidad del vino. Los tintos, entre 14º y 15º.

Tenemos que tener en cuenta el clima exterior. Si hace mucho calor, aunque este en la temperatura óptima, el cliente lo va a encontrar caliente. Y que tú tomarías un espumoso con barrica a 7º, para que salgan todos sus matices, pero muchos clientes no lo van a querer así.

¿Cuáles son tus vinos favoritos por tipo de vino?

Si me pides que elija un espumoso, me quedo con el Bollinguer DS. En la categoría de los blancos, me quedo con el Petit Manseng, de la D.O. Alella. En los ‘rosats’, sin duda el Pla del Àngels, del Priorat. Y, en cuanto a los tintos, no tengo uno preferido, cualquier Pinot Noir o Garnacha.

Si nos vamos a los fortificados y los dulces, me quedo con el Eléctrico, de Toro de Albalá, y con el ‘dolç’ Bründlmayer Grüner Veltliner Lamm TBA.

El vino que más te haya sorprendido últimamente.

Sant Fost de Capsentelles, de Celler Can Matons, D.O. Alella.

¿Cuáles son las diferencias entre un vino de 50€ y un vino de 500€?

Que el productor cree que puede pedir ese precio.

El mejor vino que hayas probado calidad/precio.

El Reserva 2010 de Bodegas Amaren.

 

«Winerim me es muy práctico. Por ejemplo, cuando se termina un vino en medio del servicio.»

¿Qué echas en falta en las cartas de vino de los restaurantes?

Muchas veces, la información sobre el tipo de uva que tiene.

¿Qué le pides a un software para vinos?

Que sea fácil de usar.

¿Cómo te ha ayudado Winerim en la gestión diaria de la bodega?

Me es muy práctico. Por ejemplo, cuando se termina un vino en medio de un servicio, lo puedo eliminar de la carta al momento, y el siguiente cliente ya no lo verá.

Y, por último, un consejo sobre vino para cualquier amante de los vinos.

¡Prueba todo lo que puedas!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.